ir al contenido

27/02/2014

Aumentó de 15 % a 42 % la cantidad de mujeres que dejaron de fumar durante el embarazo

Ministra de Salud Pública

Ministra de Salud Pública

“Entre 2007 y 2012, la proporción de mujeres embarazadas que dejaron de fumar en el tercer trimestre creció de 15 a 42 %, lo cual derivó en el aumento del peso del recién nacido en aproximadamente 163 gramos”, informó la ministra de Salud Pública, Susana Muñiz, en la presentación de los datos de la investigación “Campaña antitabaco en Uruguay: Impacto en la decisión de dejar de fumar durante el embarazo y en el peso al nacer”.

Este jueves en el Ministerio de Salud Pública, la ministra Susana Muñiz consideró que la campaña antitabaco en Uruguay permitió un aumento sustancial en la probabilidad de que una embarazada deje de fumar en el tercer trimestre.

“La investigación muestra números muy importantes en la reducción en el consumo de tabaco y un aumento importante, de más de 35 %, en el peso del bebé al nacer. Los resultados son buenos porque lleva a una mejor calidad de vida y disminución de la morbimortalidad en el niño”, enfatizó Muñiz.

Explicó que se compararon las políticas impositivas, las políticas publicitarias y las políticas sanitarias y que "en realidad fue un mix de varias lo que posibilitó el descenso de mujeres embarazadas que consumían tabaco en la gestación".

La prohibición total de la publicidad, el combate al contrabando y la conformación de un centro regional de cooperación regional encabezado por Uruguay son los próximos grandes objetivos en la lucha contra el consumo de tabaco, indicó la titular de la cartera.

Otros datos de la investigación

La investigación analizó el registro nacional de todos los nacimientos ocurridos en Uruguay durante 2007-2012, complementado con datos del precio de los cigarrillos y de las distintas políticas gubernamentales de la campaña antitabaco.

Las medidas y programas para el tratamiento de la dependencia de la nicotina en los centros de salud, la prohibición de la publicidad, las advertencias rotativas con pictogramas en cada paquete, la restricción impuesta a las marcas de una única presentación y el aumento en el tamaño de los pictogramas al 80 % al frente y reverso de cada paquete se asoció por separado con un aumento significativo en la tasa de personas que dejaron de fumar. Esto resalta en el trabajo presentado por el director del Programa Nacional de Control de Tabaco, Winston Abascal, y las autoras Ana Inés Balsa y Patricia Triunfo.

Los próximos estudios estarán relacionados con la disminución del broncoespasmo en aquellas personas que dejaron de fumar y el estudio del consumo en la población adolescente.

Se adjunta Presentación