ir al contenido
+A

30/01/2015

Cuidados e higiene en la piel: Bacteria Vibrio vulnificus no implica riesgos para la población en general

Dra. Raquel Rosa

Dra. Raquel Rosa

La bacteria “Vibrio” no es habitual en nuestras costas, se desarrolla en aguas marinas y puede aparecer bajo condiciones de alta temperatura del agua y baja salinidad. Si bien desencadenó la muerte de dos personas mayores en el Este, no implica riesgo para la población en general. Salud Pública explicó que generalmente tiene desenlace benigno. Es más nociva en adultos mayores, con lesiones cutáneas y enfermedades de base.

La directora de la División Epidemiología del Ministerio de Salud Pública (MSP), Raquel Rosa, brindó una conferencia de prensa en la que informó las causas de dos fallecimientos en el este del país a consecuencia de una bacteria denominada “Vibrio vulnificus” o “Vibrio parahaemolyticus”.

 Es una bacteria que no tiene riesgos para la población en general, no es habitual en nuestras costas, pero puede encontrarse accidentalmente en aguas marinas, cuando el agua se encuentra a cierta temperatura (alta) y la salinidad baja.

 Se encuentra presente en forma natural, no es una bacteria agresiva pero puede causar alguna alteración importante cuando toma contacto con la piel lesionada de una persona y desencadena un cuadro que se denomina “celulitis” que implica infección en la piel con enrojecimiento, ardor, dolor, inflamación y/o ampollas.

 Rosa explicó que en general tiene un curso benigno, pero cuando la persona tiene alguna patología de base o toma corticoides o inmunosupresores, puede desarrollar un curso más grave o inclusive provocar la muerte como ocurre con otras bacterias.

 Desde diciembre hasta el momento se atendieron a cuatro pacientes, y tras los estudios se detectó que esta bacteria fue parte de la infección. Todas las personas tenían su salud deteriorada, uno una prótesis valvular aórtica, otro un trasplante, y otro era inmunosuprimido.

 “La herida puede ser cualquier herida, el tema es cómo el organismo responde a esa infección bacteriana. Podía ser esta o podía ser una amigdalitis o una gripe que es la principal causa de mortalidad en las personas que tienen comorbilidad. En esta época del año, esta es una bacteria que pudo haber penetrado a través de la piel y generado esta situación en individuos que no son capaces ellos solos, e inclusive tratados, de poder manejar estas infecciones, puede tener un desenlace como este. No es frecuente que haya mortalidad por estas bacterias”, aclaró.

 No se trata de una situación de alarma

“Esta bacteria no tiene una virulencia mayor que ninguna otra. Justamente está descripta como de baja patogenicidad”, indicó la experta, al tiempo que informó que todos los años hay registros de casos de este virus.

 Tras estos casos, “el ministerio recibió las comunicaciones pertinentes. Cuando hizo las averiguaciones tomó contacto con el personal de salud del departamento para alertarlo frente a esta situación y realizar el diagnóstico lo más temprano posible”.

 “No se trata de una situación de alarma, sí se trata de una situación a tener en cuenta y hacer el diagnóstico precoz. En general los cuadros que cursan son benignos. Hasta el momento no había casos de mortalidad, pero sí de casos de infección por esta bacteria”, puntualizó.

 Rosa explicó que cualquier infección en un organismo que se encuentra debilitado y tiene ciertas características de debilidad o de patologías previas, puede desencadenar un cuadro más grave, derivar en lo que se dice una sepsis, es decir se disemina la infección y se agrava el cuadro de base. Eso fue lo que ocurrió en los dos casos de personas fallecidas. “La bacteria no es agresiva ni es una bacteria más patógenas que otras”, aclaró.

 No hay riesgos para la población en general

La jerarca puntualizó que no hay riesgo para la población en general, pero si hay que tener en cuenta la realización de medidas de higiene, sobre todo en personas mayores que tengan alguna herida en los miembros inferiores, superiores, cualquier herida de la piel, y en tal sentido evitar en ese momento que ingresen al agua para que no generen infecciones.

 En general las personas que se vieron afectadas en forma más grave son adultos mayores, personas añosas y con enfermedades graves o de base que hace que cualquier bacteria desarrolle una enfermedad.

 Consultada sobre la probabilidad de que la bacteria esté presente en los mariscos, Rosa explicó que todas las bacterias del género Vibrio son parecidos al Vibrio Cólera que aparece en los mariscos, porque es parte de la flora marina, o sea que pueden encontrarse en mariscos, aunque no estos.

 Añadió que “nuestra flora marina no se caracteriza por tener este tipo de infecciones, pero pueden estar y accidentalmente manipulando mariscos se pueden contaminar, aunque no es lo más frecuente. Esta es una situación particular seguramente condicionada a lo ambiental”.

 Seguramente ese estado más cálido del agua y de baja salinidad que se registró fue lo que favoreció la floración algal que hubo durante la temporada.

 El ministerio emitió un comunicado que ya envió a los equipos de salud de la zona, porque no es un tema de todo el país, pese a que de todas formar se enviará a todo el territorio. Ya tomaron contacto telefónico, además, con los equipos de salud que atienden en la zona para que supieran que esto estaba sucediendo y que tengan en cuenta esta situación al momento del diagnóstico.

 Rosa insistió en que la situación no justifica hacer ninguna alerta en la población, no amerita generar alarma. Solo pensar en la posible presencia del germen en el momento que una persona se acerque con los síntomas de la infección, para poder detectarlo en forma precoz.