ir al contenido

30/04/2014

La Directora Carissa Etienne en presentación sobre Control de Tabaco: “OPS se compromete a seguir acompañándolos en la ruta de liderazgo que ha ejercido el país”

La Directora Carissa Etienne en presentación sobre Control de Tabaco

La Directora Carissa Etienne en presentación sobre Control de Tabaco

La Directora de OPS, Carissa F. Etienne, dijo que esta Organización “se compromete a seguir acompañándolos en la ruta de liderazgo que ha ejercido el país”, en relación a las acciones de control de tabaco llevadas adelante por el gobierno uruguayo y ante la demanda entablada por la tabacalera Philip Morris Internacional.

Estas manifestaciones fueron realizadas en ocasión de la actividad sobre control de tabaco realizada el miércoles 30 de abril en la Antesala del Senado de la República, de la cual participaron la Ministra de Salud Pública, Susana Muñiz; el Representante de OPS en Uruguay, Eduardo Levcovitz; el Senador Carlos Moreira y la Diputada Bertha Sanseverino, de las Comisiones de Salud de sus respectivas Cámaras; la Presidenta del Directorio de ASSE, Beatriz Silva; el Vicepresidente de este organismo, Enrique Soto; legisladores y referentes de la salud del país.

Uruguay como modelo en la Región

La Directora de OPS, señaló que “Uruguay se ha constituido en un modelo en la Región en el tema de control de tabaco.  De ser un país donde, en el año 2000, el consumo de tabaco era frecuente y socialmente aceptado, se convirtió en el año 2006 en el primer país de la Región totalmente libre de humo de tabaco en espacios públicos y en ambientes de trabajo cerrados, y en la actualidad en uno de los países más avanzados de la Región en esta área”.

En ese sentido, expresó que “el problema del tabaco llevó a que la OMS auspiciara por primera vez un tratado mundial de salud pública, legalmente vinculante - el Convenio Marco de la OMS para el Control del Tabaco. Dicho tratado fue adoptado por la Asamblea Mundial de la Salud en el año 2003, siendo Uruguay uno de los 40 primeros países que ratificaron el Convenio e hicieron posible su entrada en vigor en febrero del 2005”.  

Actualmente, “el Tratado tiene 179 Estados Parte, 30 de ellos en la Región de las  Américas. En  esta cifra incluyo a El Salvador, cuyo parlamento acaba de aprobar la ratificación”.

Estos avances “son de gran importancia para la salud pública. En la  actualidad  las enfermedades crónicas no transmisibles son la principal causa de muerte en el mundo y el tabaco su principal factor de riesgo”.

Asimismo, “la Declaración política de la reunión de alto nivel de Naciones Unidas para la prevención y control de las enfermedades crónicas no transmisibles del año 2011, llama a los países a acelerar la implementación del Convenio Marco como una de las medidas fundamentales para frenar la enorme carga de mortalidad y discapacidad producidas por estas enfermedades, así como los enormes costos que las mismas generan para la sociedad y los servicios de salud”.

“Uruguay ha sido un ejemplo para la Región en mostrar el rol que tanto el poder legislativo como el ejecutivo tienen en garantizar el derecho a la salud y a las mejores condiciones de vida para sus ciudadanos”.

El derecho a la salud “está reconocido en muchos instrumentos legales internacionales en el área de los derechos humanos, por lo tanto la defensa de este derecho es una responsabilidad ineludible para los Estados Parte en estos convenios. Esto es lo que ha hecho Uruguay al decidir en forma soberana priorizar la protección de la salud de su población”.

“Uruguay fue el primer país de las Américas que, a través de una ley basada en pruebas científicas y de un Ministerio de Salud cumpliendo a cabalidad su rol rector, garantizó a todos sus trabajadores el cumplimiento  de sus funciones en un ambiente saludable donde no estén expuestos al humo de tabaco”.

“Uruguay nos enseñó, no sólo  cómo avanzar en la regulación de un producto legal pero letal como el tabaco, sino que también marcó el camino para la regulación de otros factores de riesgo de enfermedades crónicas no transmisibles, como el alcohol y los alimentos procesados, y el abordaje en la práctica de los determinantes sociales de la salud”.

 

Cooperación Técnica de OPS

Carissa F. Etienne, afirmó además que, “sin duda, para la OPS ha sido un privilegio cooperar técnicamente con Uruguay en avanzar en el área de control de tabaco  así como en otras áreas priorizadas por el país”.

Al respecto, destacó brevemente algunos ejemplos de la cooperación técnica otorgada por la OPS. “En el área de vigilancia de tabaco, existe una larga historia de colaboración. En este momento Uruguay cuenta con un sistema de vigilancia de control de tabaco con cifras recientes, periódicas y de representatividad nacional no sólo del consumo de tabaco, sino también de evaluación de sus políticas. Este año Uruguay repetirá  tanto la encuesta mundial de tabaquismo en jóvenes, como la de adultos, lo cual permitirá tener un panorama aún más claro de los avances logrados hasta el momento”.

También refirió “a la cooperación en el área de ambientes libres de humo de tabaco, donde, como dije, Uruguay ha sido pionero y modelo en la Región. Las investigaciones conjuntas realizadas para evaluar la contaminación con humo de tabaco en lugares cerrados, generó información concreta, obtenida en el país, que fue clave para la abogacía en favor de los ambientes libres de humo, así como para la evaluación del efecto de estas medidas. En este momento se acaba de terminar otro estudio similar que busca brindar pruebas científicas sobre la contaminación en algunos lugares abiertos”.

 

Demanda de Philip Morris: Mandato de Cooperación con Uruguay

En otro tramo de su alocución, Etienne señaló que “hoy Uruguay está enfrentado una demanda ante un tribunal internacional de arbitraje en materia comercial, presentada por Philip Morris Internacional, con motivo de las políticas del país en relación al empaquetado y etiquetado de productos de tabaco”.

Frente a esto, “en el Consejo Directivo del año 2010, los Estados Miembros de la Región emitieron una resolución manifestando su apoyo a las políticas de control de tabaco implementadas por Uruguay, en cumplimiento de sus obligaciones internacionales”.

En dicho contexto, “la OPS ha recibido un mandato específico a través de esta resolución de prestar cooperación a Uruguay en este aspecto”.  

 

Resultados de las acciones de Control del Tabaco

La Directora del organismo internacional, subrayó además que “me complace compartir con ustedes, algunos de los resultados obtenidos hasta el momento con la aplicación integral del Convenio Marco en Uruguay: 24% de descenso de la prevalencia de consumo de tabaco en 3 años,  y -22% de disminución de los ingresos por infarto de miocardio en el primer año de la entrada en vigencia de la legislación de ambientes libres de humo”.

Aseveró que “estos ejemplos reiteran, no sólo la eficacia de las medidas del convenio, sino también muestran con claridad el fuerte  impacto en la salud, en forma casi inmediata, desde el inicio de la implementación de las medidas”.

“Queda aún un largo camino por recorrer. OPS se compromete a seguir acompañándolos en la ruta de liderazgo que ha ejercido el país”.

Si bien “el consumo de tabaco ha descendido, aún hay un 25% de la población adulta que consume algún tipo de producto de tabaco”.

Como pendientes, Etienne refirió a “la ampliación de la prohibición de la publicidad, promoción y patrocinio del tabaco, que entiendo el Parlamento ya está considerando; también a continuar con una política de impuestos al tabaco, considerada como una herramienta de salud pública que busca encarecer los productos de tabaco, principalmente en un contexto de crecimiento económico en el país; y considerar la ratificación del Protocolo sobre Comercio Ilícito de Productos de Tabaco, el cual ya ha sido firmado por Uruguay a inicios del presente año”.

El desafío es, entonces, seguir avanzando en la aplicación del Convenio pero también en extender los logros en la prevención de las Enfermedades Crónicas No Transmisibles en general”.

 

“Los éxitos de Uruguay en el control del tabaco han beneficiado los esfuerzos de otros países de la Región, y del mundo”.

Al finalizar su oratoria, la Directora de OPS dijo que “quisiera concluir hoy reiterando algunos mensajes de importancia:

  • Uruguay es un país clave en el concierto global en este tema. El mundo está atento a sus pasos;
  • Para la OPS ha sido y es clave acompañar, asesorar y apoyar estos pasos; asimismo es importante que Uruguay apoye el fortalecimiento de la acción regional que impulsa la OPS;
  • La epidemia del tabaco se inició hace 100 años, y no se acabará pronto, ni fácilmente, si no se toman acciones decididas al respecto;
  • Uruguay no está solo en su lucha por su derecho soberano a defender la salud de su población, le apoyan todos los Estados Miembros de la Región;
  • Existen muchos retos en éste y otros muchos temas de Salud Pública. Juntos en solidaridad regional podremos marchar en la construcción de un País y una Región más equitativa, solidaria y saludable, donde sus pueblos puedan desarrollar sus máximas potencialidades, en búsqueda de la felicidad personal, familiar, y comunitaria, concluyó Etienne.