ir al contenido

24/03/2014

Salud Pública alertó que la tuberculosis es una enfermedad aún importante en nuestro país

Necesario el control ante tos reiterada

Semana Nacional Contra la Tuberculosis

Semana Nacional Contra la Tuberculosis

En el acto de conmemoración del Día Mundial de la Tuberculosis, las autoridades informaron que el año pasado se registraron 852 casos de esta enfermedad en Uruguay y que aumentó la población afectada en Montevideo. Especialistas recomendaron controles en caso de padecer tos y expectoraciones durante varios días.

La ministra de Salud Pública, Susana Muñiz, reflexionó sobre la situación epidemiológica actual, precisando que durante el último año se detectaron 852 casos de tuberculosis. 

"Por un lado, la región ha cumplido con los objetivos del milenio, pero somos conscientes de que falta mucho por hacer", expresó en el acto por el Día Mundial de la Tuberculosis, que se realiza cada 24 de marzo. 

El día elegido se debe al anuncio realizado en 1882 por el alemán Robert Koch acerca del descubrimiento del agente causal de la tuberculosis. En homenaje a ese hallazgo científico y como forma de fomentar la precaución ante esta enfermedad, los países adheridos a la Organización Mundial de la Salud lo conmemoran con campañas de difusión, prevención y presentación de datos. 

El coordinador de la Comisión Honoraria para la Lucha Antituberculosa y Enfermedades Prevalentes del ministerio, Jorge Rodríguez de Marco, aseguró: “Es importante recordar a la población que la tuberculosis es una enfermedad importante en nuestro país y en el mundo”. 

Según destacó, es recomendable controlar los casos de tos y expectoración que duren más de dos semanas. Con respecto a los lugares de residencia de las personas afectadas en Uruguay, Rodríguez de Marco señaló: “Mientras que en el interior del país se presenta un descenso del número de casos, en Montevideo hay un aumento”. 

El especialista afirmó que esta situación se debe a que en las grandes ciudades se presentan con mayor frecuencia algunos factores de riesgo que favorecen el desarrollo de la enfermedad, como la infección por VIH y el consumo de drogas, entre otros. “Entre las personas privadas de libertad y los infectados por el virus del VIH se encuentra el 25 % de los casos de tuberculosis en nuestro país”. 

En relación a las vías de contagio, el entrevistado explicó que “cuando uno persona tose, canta o habla fuerte hay una aerosolización de secreciones que contienen bacilos, los cuales quedan suspendidos en el aire”. Por lo tanto, cuando una persona comparte el espacio con otra enferma y aspira ese aire contaminado, puede producirse la primera infección. “Afortunadamente solo una pequeña proporción de las personas que se infectan luego se van a enfermar”. 

Rodríguez agregó que un tercio de la población mundial está infectada por el bacilo de la tuberculosis, lo cual no significa que hayan contraído la enfermedad. “Una persona puede estar infectada toda su vida, sin enfermar y sin transmitir la enfermedad. Cuando aparece una causa de inmunodepresión es cuando una persona infectada se transforma en enferma”.